Retrovisión

Windjammers

Publicado el 03/12/2017. Escrito por . No hay comentarios

Años 90. En cualquier sala recreativa del tres al cuarto se podría oír la melodía que anunciaba un juego Neo Geo. Entre ellos se encontraban muchos juegos de lucha, de puzzles, de deportes, beat ‘em ups… Pero había uno extrañamente curioso, un juego que consistía en partidos de lanzamiento de frisbee… ¿A quién se le podría ocurrir tal cosa?

La respuesta es Data East, una compañía japonesa que nació a mediados de los setenta, en pleno nacimiento de las máquinas recreativas del país nipón, y que siguió en activo hasta 2003. Suyos fueron juegos como los BurgerTime, Joe & Mac, Night Slashers1, Spin Master, Magical Drop o el maravilloso Boogie Wings. Ellos son los creadores de Windjammers.

La mecánica del juego es sencilla. Un jugador contra otro lanzando el frisbee, que rebota contra las paredes, y el objetivo es hacerlo entrar en las porterías del fondo, detrás del oponente. Es decir, es un Pong con personajes, discos de plástico y mucho colorido. El juego, que no se corresponde con ninguna modalidad de la federación mundial de disco volador2, añade ciertas características que lo hacen diferente y a la vez muy divertido, provocando piques entre colegas con bastante facilidad.

El globo puede ser un aliado, pero la mayor parte de las veces es el comienzo de un ataque especial rival...
El globo puede ser un aliado, pero la mayor parte de las veces es el comienzo de un ataque especial rival…

En primer lugar el escenario juega un papel en el partido. Las porterías del fondo tienen tres zonas, de color rojo y amarillo, dando 5 y 3 puntos respectivamente. Hay seis tipos de escenarios (desde una playa a un estadio) cada uno con las porterías marcadas de forma diferente (en unos la zona de 5 puntos es muy estrecha y en otros es muy ancha, hay otro donde la zona amarilla es la central y los laterales es la roja, etcétera). También hay escenarios que tienen obstáculos en la red, que hacen que el disco reboten y cambie la trayectoria, haciendo complicado prever por dónde se va a colar el frisbee.

La velocidad del disco depende de tus reflejos a la hora de capturarlo, cuanto mejor posicionado lo atrapes y antes aprietes el botón de lanzar, más rápido irá. Además, se puede lanzar con efecto haciendo un giro en el mando (como el clásico Hadouken de Street Fighter) o, usando el otro botón, haciendo un globo por encima del oponente. A mayores, hay un ataque especial que se puede lanzar cuando el disco cae y te puedes colocar en el punto donde se va a producir la caída con el suficiente tiempo como para que se cargue el lanzamiento. Dependiendo de qué botón se utilice, el ataque será un lanzamiento potente o un globo que caerá justo delante de la portería rival para luego ir rodando a gran velocidad hacia dentro. Si alcanzas el ataque especial rival en determinadas circunstancias, se el lanzamiento de respuesta será el mismo ataque especial más rápido; una partida entre jugadores experimentados puede encadenar varios ataques especiales consecutivos, consiguiendo un juego frenético y difícil de seguir.

Además, hay seis personajes a elegir, cada uno representando a un país. Cada personaje tiene una velocidad y una fuerza determinada, cuanto más rápido menos fuerte es y viceversa. Los diferentes personajes tienen un ataque especial propio: para algunos es un lanzamiento que va haciendo trayectorias onduladas, otros lanzan el disco a gran velocidad pegado a la pared… Yo, personalmente, siempre me decantaba por el personaje coreano, era muy rápido y su especial me resultaba fácil de controlar y más efectivo que los de los demás personajes.

El lanzamiento especial, en este caso bloqueado por el jugador rival.
El lanzamiento especial, en este caso bloqueado por el jugador rival.

Como se puede observar, el juego era tremendamente sencillo y no tenía nada en especial como para pasar a la historia, sin embargo es recordado con cierto cariño por todos los que nos pasábamos tardes en las salas recreativas en los 90. Por lo que tengo entendido, es una estrella de los torneos de los eventos retro y no es difícil encontrar en Youtube impresionantes partidas entre muy buenos jugadores, por lo que se puede pensar que a pesar de tener más de 20 años, Windjammers sigue bastante vivo.

  1. El cual, sinceramente, no conocía, pero en las capturas de pantalla tiene buena pinta… []
  2. Sí, yo también flipé al enterarme de que tal entidad existe. []

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *