The Last Guardian

The Last Guardian

Un niño despierta en un lugar oscuro y húmedo, totalmente desconocido para él. Desorientado, lo primero que ve es un enorme animal malherido y encadenado. Tiene cuatro patas de ave, plumaje, unas alas maltrechas y una cabeza que recuerda ligeramente a la de un gato, con un par de cuernos rotos de color azul. El chico tratará de ayudar al animal quitándole las lanzas clavadas en su costado y buscándole algo de comida, comenzando la historia de una amistad entre ambos personajes.
Seguir leyendo